lunes, 28 de septiembre de 2009

EN BARRANQUILLA VIVE UN POETA


ADOLFO ANTONIO ARIZA NAVARRO

Esta tarde

Esta tarde de lluvia hundiré mi rostro y perderé los ojos en tu universo de flores. Atraparé ese fruto tierno y escurridizo que sentiré crecer otra vez en mis labios, y tu paladar y tus brazos comprobarán que mi cuerpo, acaso construido por un dios de barro, no fue la arcilla fácil que trabajaron sus manos.


Pause

A veces creo que Dios no lo pensó bien al momento de desactivar el pause y echar a rodar esta barbarie.
O quizá sufrió un terrible descuido y el mundo se echó a rodar solito, a la deriva, sin haber sido terminado.
Sólo así se explicarían algunas cosas. No creo que Dios, tan consecuente con sus actos, te hubiera regalado esa sonrisa y a la vez, ese rictus de amargura en los labios.


Lenguaje

Antes de que Eva estuviera en el mundo, Adán no tenía con quien practicar su lenguaje. De modo que lo único que se le ocurrió hacer, tratando de comunicarse con los seres que compartían su entorno, fue imitar el sonido de las cosas; el ruido de la lluvia, el canto de los pájaros, la voz de los animales.

Por eso, cuando vio por primera vez a la mujer, imitó el sonido de los mares, la caída de las aguas y la forma como tronaba en el cielo. Rugió, gruñó y ladró, y hasta ejercitó un paso de baile que había visto ejecutar a los monos sobre los árboles.

Eva, ni siquiera se inmutó, simplemente respondió con el suave aleteo de sus hermosos ojos marrones.


Amante

En estas,
las manos que prefieres,
tus dedos son delgadas salamandras que escalan la venosa pared de un ídolo derrumbado

Y tu vértice,
la certeza de que ayer vendieron el cielo y quedó este pedazo de infierno, moreno, duro y rasurado.

2 comentarios:

WILSON ARTIGAS FAVAL MELO dijo...

con sutileza acortas distancias sin inibir ni siquiera al lector mas sencible.El arte de la poesía -dibujar imágenes,instantes,sensaciones, sabores - apenas con el pincel de la palabra.Gracias Juan por darnos ese regalo.lille

Juan Pomponio Castiglione dijo...

Wilson, amigo: el agradecido soy yo por tenerlos a todos ustedes, los poetas, amigos/as. Adolfo es un gran ser humano que tuve la suerte de conocer.

Abrazos

Juanito